• Compass.

Helenismo pakistaní

Actualizado: 23 de ago de 2020

Autor: Fermín Beguerisse Hormaechea

Gracias al británico Alexander Cunningham, un importante eslabón helénico volvió a ver la luz del día en pleno siglo XIX; aunque muy lejos de Grecia, a decir verdad. Taksashila o mejor conocido por su aproximación griega Taxila, es un importante centro arqueológico al norte de Pakistán que nos remite a un tiempo de grandes intercambios culturales, impulsados principalmente por la ambición de un hombre, Alejandro Magno.


En un primer momento Taksashila fungió como un importante centro de enseñanzas hinduistas y budistas, para posteriormente abrirse a la influencia de los griegos. Con la muerte del magno conquistador, el imperio macedónico se distribuyó entre sus generales, dando origen a tres grandes dinastías: Ptolomaica, Seléucida y Antigónida.


Al surgir una guerra entre el Reino Ptolomeo y el Imperio Seléucida, se originó un vacío de poder aprovechado por el imperio Maurya, el primer gran imperio unificado de la India. Con la muerte del emperador Asoka, se quebranta la dinastía india y vuelve nuevamente un vacío que es aprovechado por Diadotus I, gobernador seléucida de la región del Bactria, actualmente entre Afganistán, Uzbekistan, Tayikistán y Pakistán.


La extensión territorial excesiva y la inhabilidad de controlar a un sinfín de virreyes, disolvió el poder central del Reino Greco-Bactriano e impidió asegurar correctamente la frontera norte con Asia Central, sucumbiendo así ante las fuerzas nómadas escitas, quienes dieron fin a la presencia de un dominio griego en Pakistán.


Aprende Más:
Fuentes:



71 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo